Historias y Leyendas de la Ermita de San Frutos: Cómo llegar

4.9/5 - (10 votos)

Descubre la historia y leyendas de San Frutos. Te mostraré cómo visitar la Ermita de San Frutos y otras cosas que ver como los buitres leonados en las Hoces del Río Duratón.

La ermita de San Frutos en la provincia de Segovia el lugar más visitado de las Hoces del Río Duratón, seguido del pueblo de Sepúlveda.

En este artículo os cuento la historia y algunas leyendas sobre la ermita de San Frutos además de cómo llegar en coche.

¡¡Empecemos!!

Cómo llegar Ermita San Frutos

Aunque pueda parecer difícil, llegar a la Ermita de San Frutos es fácil, no tiene pérdida. Desde Sepúlveda se tardan unos 25 minutos en coche.

1- Primero nos dirigimos al pueblo de Villaseca (a 15 minutos de Sepúlveda) donde se toma un camino de tierra de 10 minutos más (4 km).

Inicio del camino de tierra
Camino de tierra hasta el parking

2- Desde la Iglesia de Santo Tomás en Villaseca sale un camino de tierra que indica claramente con el típico cartel en marrón “Ermita de San Frutos”.

Recorremos despacito en coche los 10 minutos de pista con socavones y baches hasta el aparcamiento.

Si pones en Google Maps «aparcamiento San Frutos» te lleva!!

Aparcamiento de la Ermita de San Frutos

3- Desde el aparcamiento sale un sendero que llega directamente a la ermita. No tiene pérdida. Son 15-20 minutos (1 km) cómodos a pie.

Camino hacia la ermita

La Ermita

Esta pequeña ermita románica se sitúa en un lugar idílico, en una lengua de tierra rodeado de acantilados sobre el meandro del río Duratón y siempre bien acompañado de una colonia buitres en el cielo.

La ermita actual se construyó en el siglo XII, sobre los restos de la edificación visigoda anterior del siglo VII.

La entrada es libre y gratuita

Vistas aéreas de la Ermita
Historia de San Frutos

Durante el camino desde el aparcamiento, te puedes entretener con las vistas del cañón y varios miradores. Eso sí, estarás en todo momento bajo la supervisión de los buitres que sobrevuelan la zona incansablemente.

Varias películas y series se han rodado aquí. El ejemplo más reciente es La Casa de Papel, que se han rodado algunas escenas de la 3º temporada.

La Casa de Papel en la Ermita de San Frutos

Quién fue San Frutos

San Frutos era hijo de una familia acomodada segoviana que tras la muerte de sus padres y siendo aún joven lo dejó todo para dedicarse a la vida contemplativa. Nació en el año 642.

A este lugar, y según la tradición del siglo VII, se retiraron para hacer oración San Frutos y sus hermanos menores Santa Engracia y San Valentín. Antes de eso repartieron todos sus bienes entre los pobres.

Murió a los 73 años tras más de 50 años en este mismo lugar

Imagen de San Frutos

San Frutos es el patrón de Segovia a día de hoy, celebrándose el día 25 de octubre, día en que murió.

El Puente de la Cuchillada

Antes de llegar a la ermita, nos encontramos con un puente de piedra del año 1757 que salva la grieta conocida como “La Cuchillada de San Frutos”.

El «gran» puente de la Cuchillada
Puente de piedra

Varias leyendas circulan sobre esta particular grieta de «La Cuchillada»:

La leyenda cuenta como la grieta fue creada tras las súplicas y oraciones de San Frutos ante la ofensiva de los sarracenos musulmanes. San Frutos trazó con su bastón una línea en el suelo, formándose entonces esta gran grieta.

Imitando a Moisés cuando separó las aguas del Mar Rojo.

San Frutos, con su grieta, salvaría a un grupo de cristianos de Sepúlveda que huyeron de los moros para refugiarse en San Frutos de los invasores al monasterio.

Otra leyenda es conocida como “La mujer despeñada”.

Un marido celoso que sospechaba que su mujer le era infiel, llevó a ésta a la Ermita y allí la arrojó por los cortados de las Hoces del Duratón. Fue cuando San Frutos detuvo su caída salvando su vida.

La mujer donó todos sus bienes y vivió muchos años más.

Esto debió ocurrir en el año 1255.

De hecho, hay constancia de ello en la misma ermita con una inscripción sobre un sillar:

«Aquí yace sepultada una muger de su marido despeñada y no morió i hizo a esta casa lymosna de sus bienes» 

La piedra cuadrada está subiendo las escaleras en el muro externo derecho de la ermita (puerta sur).

Inscripción sobre los muros de la ermita

Esta hazaña está recogida en un poema de la época:

Poema sobre el milagro de San Frutos

Estas leyendas forman parte de los 4 milagros atribuidos a San Frutos, uno de ellos es póstumo, ya que la mujer despeñada ocurrió en 1255 cuando San Frutos murió 500 años antes.

La Cruz de Hierro

No pasa desapercibida una gran cruz de hierro en la entrada de la ermita.

Esta cruz de hierro forjada sobre un pedestal contiene las 7 llaves de Sepúlveda, que corresponden a sus 7 puertas.

Cruz de Hierro con las 7 llaves

Se levantó en 1900 para conmemorar la masiva peregrinación que tuvo lugar ese año a consecuencia del llamamiento del Obispo de Segovia.

La ruta de peregrinación o romería empieza en Segovia, a unos 80 km, terminando en la ermita el día 25 de octubre de cada año. El itinerario se le conoce como “Camino de San Frutos

Las Colonias de Buitres

No pasan desapercibidos la gran población de buitres leonados y otras 16 especies de aves rapaces que sobrevuelan las Hoces del Duratón, entre ellas 2 parejas de águilas reales.

Las verdaderas estrellas son los buitres leonados. Son unas aves rapaces inmensas e inconfundibles, con más de 2,5 metros de envergadura y un peso de entre 6 y 9 kilos. ¡De las aves más grandes de Europa!

La una forma de vuelo muy reconocible, ya al tener poco alimento y ser tan grandes y pesados, economizan su vuelo para gastar la mínima energía. Por ello es fácil identificarlos desde tierra. Esto me lo enseñaron en el Parque de Cabárceno (Cantabria) en una actividad de cetrería, que desde aquí os recomiendo

En todo el Parque Natural hay censadas 755 parejas de buitres leonados

Primer plano de un buitre leonado
Observando los buitres desde el mirador

En la Casa Parque de Sepúlveda puedes aprender más sobre el Parque Natural y su colonia de buitres leonados. ¡La entrada es de 1€!


Si continúas viajando por las Hoces del Río Duratón, te recomiendo el artículo «7 Cosas que hacer y ver en las Hoces del Duratón», la Guía sobre la Villa de Sepúlveda o las «5 Cosas que no te puedes perder en Segovia«

Sigue viajando por España con los siguientes artículos:
  1. ¿Es Cabárceno un Zoo? 10 Cosas debes Saber antes de Ir
  2. Ruta de Senderismo de los Cahorros en Monachil – Granada
  3. Cómo llegar al Tótem de Agua Dulce – Ruta Senderista
  4. Sepulveda Medieval: 7 Cosas que Ver
  5. Guía Básica: 7 Cosas que Ver y Hacer en Hoces del Duratón
  6. Plan de 1 Día en Segovia: 5 Cosas Imprescindibles que Ver
  7. Zugarramurdi: El Pueblo de las Brujas
  8. Cómo llegar al Refugio de Estany Llong – Carros de Foc
  9. Qué llevar y qué NO para Carros de Foc
  10. Prepara TU Ruta: TODO sobre Carros de Foc
  11. Los 9 Refugios de Carros de Foc: Opiniones y Consejos
  12. Las 6 Ciudades Españolas Más Visitadas y por qué
  13. 10 Sitios Esenciales Que Ver en Madrid para Principiantes
  14. Qué Hacer en La Graciosa en 1 Día de Excursión
  15. Belchite: Qué ver en el Pueblo más MISTERIOSO de España
  16. Cómo llegar a las Pozas del Chorro en Belchite
  17. Tren de Larrún: Consejos, Precios y Horarios
  18. Qué Ver en Fuenterrabía (Hondarribia): Excursión de 1 día desde San Sebastián
  19. Qué Ver en León: tu Escapada Perfecta de Fin de Semana
  20. Visita el Castillo de Loarre: Descubre su Historia y su Interior
  21. Las pozas Termales de Arnedillo: Toda la Info que necesitas
  22. Guía a Monte Perdido: Cómo llegar y Consejos para preparar tu Ruta
  23. Granada: 15 cosas que Hacer en 2 días Sin Perderse Nada
  24. Excursión a la Colonia Güell en Barcelona. Cómo llegar
  25. Visitando Barcelona en 3 días: Qué hacer y otros planes
  26. Las Mejores Zonas y Hostels para Dormir en Barcelona
  27. Donde comer en Murcia. Guía con los mejores bares de tapas
  28. Ronda: el pueblo de los 3 puentes
  29. Qué Ver en Antequera: 1 Día en los Dólmenes
  30. Visitando la Torre de la Catedral Murcia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.