Kandy: La ciudad sagrada del Templo del Diente de Buda en Sri Lanka

Visitar Kandy creo que merece más la pena que la capital Colombo y es la ciudad que más me gustó de Sri Lanka. Sin duda lo más conocido de Kandy sea el templo del diente sagrado de Buddha, lugar de peregrinación y culto para todos los budistas. Kandy tiene una fuerte influencia colonial inglesa. 

Kandy me sentó muy bien e hizo de válvula de escape, ya que venía de una inmersión total en la isla. Era mi 5° día en la isla y, exceptuando a un par de holandeses con los que compartí unos momentos en Sirigiya, sólo había tenido conversaciones básicas con singaleses y casi todos era porque querían dinero de mí. En Kandy conocí a alguna gente en el hostal, por ejemplo a tres egipcios con quienes luego me fui por la ciudad a cenar o un alemán que me dio algunos valiosos consejos de Kandy.

La caótica Kandy

La ciudad, como en casi toda la isla, no tiene zonas peatonales. Exceptuando los alrededores del templo del diente de Buddha y el lago, no existen aceras en la calle para dar un paseo, hay que andar por el arcén.

 

Vistas desde la colina en Kandy, donde se mezclan las casas y la ciudad.

Cómo llegar

Para ir o volver de Kandy es recomendable ir en tren hacia/desde las tierras altas: principalmente en Ella. La ruta en tren es muy conocida y con unas maravillosas vistas. Es por eso muy transitado por muchos turistas y viajeros. Kandy está también conectado por tren con colombo con varios trenes diarios. Conviene pasarse por la estación de tren a ver horarios, ya que hay en internet no están muy actualizados. La 1ª clase se puede reservar con antelación, 2ª y 3ª clase sólo se comprar algunas horas antes de salir. En este artículo cuento más sobre los viajes en tren por la isla.

Templo del diente de Buddha

(Dalada Maligawa)

Es uno de los templos del país más sagrados y venerados de la religión budista. Se dice que en el interior de este templo y, protegido por 7 cofres, permanece un diente de Buddha (aunque no hay ninguna prueba o foto del interior). Según la historia, hace unos 2500 años durante la incineración de Siddharta Guatama, Buddha, algún discípulo lo recogió el diente de entre sus cenizas y lo guardó a buen recaudo. El diente debió llegar a la antigua Ceilán desde la India camuflado en la coleta de la princesa Hemamali. El diente se guardó en la antigua capital Anuradhapura.

Por aquella época existía la creencia de que la posesión del diente implicaba el poder de gobernar y durante siglos pasó a ser custodiado por los reyes.

Templo del Diente sagrado de Buda

Me gustó llegar a primera hora (5:30 am) al templo y ser el único extranjero. Los singaleses, que suelen madrugar mucho, a esa hora ya estaban rezando y realizando ofrendas. En el templo se realizan tres ceremonias (al alba, al medio día y al ocaso), pero yo no tuve la ocasión de ver ninguna.

No se puede entrar con pantalones cortos ni con camisetas de tirantes! Estuve un rato cerca de una de las entradas, y pude observar como los turistas se tapaban las piernas con chaquetas o comprándose pantalones largos para intentar entrar. Realmente los pantalones sólo tienen que tapar las rodillas, por lo que yo me bajé un poco los pantalones, estilo rapero, y al entrar, funcionó!! 🙂

Los locales no pagan, turistas pagan 1000 Rupias + “donativo” por dejar los zapatos. Está prohibido hacer fotos, aunque creo recordar que puedes comprar una licencia en las taquillas.

Lugar donde supuestamente está confinado el diente de Buda

Los peregrinos y fieles se amontonan sobre la capilla en el primer piso, donde realizan sus ofrendas. Creo que es importante entrar a estos sitios con todo el respeto a la gente y religión. El templo está impoluto, especialmente dentro. Las ofrendas suelen ser flores, aunque también preparan cuencos de comida, que se quedan en el altar durante un tiempo aportando un olor y una mala imagen, en mi opinión. No sé con qué frecuencia los retiran, por que lógicamente nadie se los come.
Me gustó especialmente la sala donde se muestra la vida de Buddha en imágenes de manera clara y didáctica.

Muchas parejas de recién casados iban al templo a tomarse una sesión de fotos. Los trajes eran de lo más sofisticados..

Decir que en 1998 el templo fue atacado mediante un ataque suicida perpetrado por los independentistas tamiles, que destruyó una parte del templo, sin embargo fue restaurado velozmente y durante mi visita no pude encontrar ningún desperfecto.

Lago de Bogambara

Es un estanque artificial de unos 3 km de perímetro construido en 1808 por uno de los últimos reyes para embellecer la ciudad. Dar el paseo que da la vuelta al lago, me sirvió para entrar en contacto con la ciudad. Aunque el agua no me pareció muy limpia, el paisaje era simplemente genial.

Con un singalés que me pidió una foto.. y yo se la devolví

Enfrente de el lago y en un enclave perfecto se encuentra el Queen’s Hotel que representa el reciente pasado británico, que a partir de unos 120€ puedes conseguir una habitación doble. No es tan caro teniendo en cuenta el valor histórico y la excelente localización. Allí durmió la misma reina Isabel II cuando fue recibida entre multitudes hace más de 50 años. El té de las 5 con pastas es una buena excusa para entrar al hotel.

Lago de Kandy

Los jardines de la reina (Udawatta Kele Sanctuary)

Estos jardines son en realidad un pequeño y asombroso bosque tropical. Están muy cerca del templo del diente, aunque para llegar a la entrada hay que subir una cuesta larga (15-20 min. a pie). Yo fui andando y por el camino tuve que esquivar a cientos de tuktuks que se ofrecían con llevarme a la puerta.

Los jardines de la reina. Realmente son un gran bosque dentro de la ciudad!

La entrada son 600 Rupias (30 Rupias para los locales) y cierran a las 18:00. En él se encuentran multitud de vegetación tropical, grandes árboles, lianas, plantas aéreas y una rica avifauna. Cuando llueve dicen que hay muchas sanguijuelas (Lechees) por los caminos, a mí por suerte no me llovió.

Alojamiento

Dormí en el Sleep Cheep Hostel, donde hay camas en dormitorios por 750 Rupias por noche. El hostal me gustó, tiene taquillas, sala común, cocina y jardín. Al estar situado a lo alto de una colina hay unas maravillosas vistas desde el jardín. En el hostel es óptimo para hacer socialnetworking con otros viajeros.

Queen Hotel. Si no vas corto de presupuesto o quieres darte un capricho, este hotel tiene historia en Kandy y Sri Lanka. Situado en un lugar privilegiado a orillas del lago. Con un estilo fuertemente colonial. Más info en wikipedia. (~100€)

Cotagge 99 o Kandy Mountain Home si buscas una habitación doble entre 10-14€ cerca del centro y de calidad.

Ver todas las ofertas disponibles en Kandy

Esta es la tercera parada en Sri Lanka. La anterior… Sigiriya (La roca del León) y próxima parada Ella (Los bosques tropicales) de mi ruta por Sri Lanka.

No te cortes! Dejanos un comentario...